contadores publicos Saltar al contenido

Beber jugo de arándano puede proteger su corazón

Beber jugo de arándano puede proteger su corazón

Dos tazas de jugo de arándano al día pueden ayudar a protegerte contra las enfermedades cardiovasculares, sugiere una nueva investigación.

“El jugo de arándano es una rica fuente de fitonutrientes, que incluyen proantocianidinas, antocianinas y ácidos fenólicos”, explicó Ana Rodríguez-Mateos de la Universidad de Duesseldorf, Alemania. “Debido a este perfil robusto de polifenoles, nuestro equipo buscó evaluar el impacto vascular inmediato de beber un vaso de 450 ml de jugo de arándano con un rango diferente de concentraciones de polifenoles de arándano”, anotó Rodríguez-Mateos. Los investigadores dieron a 10 hombres sanos, entre las edades de 18 a 40 años, 450 ml (poco menos de dos tazas) de jugo de arándano endulzado elaborado con concentrado.

El concentrado de arándano se preparó con agua a concentraciones que iban de cero a 117 por ciento. La cantidad de polifenoles de arándano aumentó con la concentración.

Los investigadores detectaron mejoras significativas en la función vascular y un mejor flujo sanguíneo en los hombres después de beber jugo de arándano.

Sin embargo, encontraron que la mejora de la función vascular dependía de la dosis.

Defender la salud del sistema circulatorio y mejorar la función vascular no solo reduce la posibilidad de desarrollar aterosclerosis, sino que juega un papel importante en la función renal, la administración de hormonas y la filtración de desechos, anotó el estudio.

La mayor concentración de jugo de polifenol de arándano también mostró mejoras en la presión arterial sistólica. “Nuestros resultados sientan las bases para comprender mejor la variedad de posibles beneficios para la salud vascular y cardiovascular de los polifenoles de arándano”, dijo Rodríguez-Mateos. “Las mejoras significativas en la función vascular al beber dos tazas de jugo de arándano sugieren un papel importante de los arándanos en una dieta saludable para el corazón”, señaló Rodríguez-Mateos. La investigación se presentó en la Cranberry Health Research Conference en Wisconsin, EE. UU.

Para más historias, síganos en Twitter y Facebook.